domingo, 27 de junio de 2010

VIOLENCIA DE GÉNERO/ MUJER INVISIBLE


Por: Suzuky Gómez

El niño de hoy en día
Maltrata a las mujeres
Después que las insulta
Dice que las quiere.

Canción: El niño de hoy en día.
Grupo: Dame Pa mátala.


Joven o vieja, negra o blanca, india o mestiza, pobre o rica, intelectual o analfabeta las mujeres venezolanas han sufrido algún tipo violencia. Las damas de esta época traen consigo la herencia de la intimidación. En nuestro país el género femenino camina confiado por los senderos de la modernidad, es considerada la heroína del siglo XXI, fuerte y delicada, inteligente y sensual, activa y oportuna, segura y protegida, no importa la edad porque todas son iguales ante el amparo y desamparo de la formulas legales y morales. La Violencia no solo se expresa en la agresión física, también se es atentada desde el comentario jocoso, el halago inoportuno y grosero, el comentario fuera de lugar, que de una ú otra manera desdibuja la feminidad y que se permite atropellar la intimidad, una frase como “Bonitos pantalones, quedarían muy bien en el suelo de mi dormitorio”, según su contexto social podría considerarse una seria agresión sicológica, y según su frecuencia una situación de acoso o violencia sexual.
Sin embargo, es oportuno aclarar que en la mayoría de nuestros hogares, la mujer venezolana es educada para vivir, convivir, aceptar y justificar la situaciones de agresión bajo diversas premisas, es muy común escuchar dentro de un hogar expresiones tales como: “algo tienes que haber hecho para que te castigue así”, observemos que en muchos casos la violencia verbal (palabras hirientes, ofensivas y punitivas) son parte de la cotidianidad así como los meta mensajes de sumisión, autosuficiencia y justificación, en un extremo se da la permisibilidad para la agresión, mientras que en el otro se le resta importancia, se oculta, se pasa la página y esto contribuye a que el problema no desaparezca y en muchos casos surgen una nuevas victimas las cuales repiten “a veces se porta mal pero ya se lo he dicho: le quiero”.
Es la violencia un problemas de todos (as), porque nadie escapa a este flagelo o epidemia social; el caballero de la corbata hiere y amenaza a la esposa, el chofer le lanza el dinero a la usuaria, la insulta, la amenaza, mi compañero de trabajo le atraviesa el auto a la que supone mujer porque lleva flores en el parabrisas, en muchos espacios crece la intimidación, y de las palabras se va a la acción premeditada, la cual podría desembocar en tragedias mayores. Hoy me surge una interrogante ¿cómo controlamos al bravucón?, o ¿deberíamos multar a la provocadora? que aunque esta “protegida”, y esta se dice así misma que es dura como el diamante, termina regularmente con la fragilidad cristal.
Históricamente son muchos los ejemplo que podríamos citar, para ilustrar situaciones donde la perdida del control, la infracción verbal y las medidas inadecuadas han desembocado encuentros desafortunados donde las féminas regularmente llevan las de perder, la mitología griega recrea el caso de Hércules cuyo castigo es ser el mas fuerte de todos, este personaje es producto una relación ilícita entre Zeus y de Alcmena, y a quién Heras (esposa de Zeus) enloquece en sus sueños y termina matando a sus esposa Mégara junto a sus hijos.
Es acaso esta narración sólo producto de la imaginación popular o será la recreación de muchas escenas que se repiten desde tiempos inmemoriales y que aún persisten en el siglo XXI, sino recordemos Jennifer Carolina de Valero, a quién su compañero supuestamente le quito la vida, luego de muchos episodios y encuentros violentos, donde quizás se acomodo la expresión cómplice: “Quién bien te quiere te hará llorar”, o mejor “Los que se pelean se desean”, pues nada de esto es cierto, ellos se fueron en medio de la tragedia, y sólo nos queda la reflexión de que pudo haberse evitado que el “síndrome de Hércules” atrapara al Inca Valero.
Asimismo coincidimos con Sonia Valiente cuando señala que la lucha contra la violencia debe enfrentarse desde todos los flancos y por ello debemos cuidar nuestro lenguaje porque estas expresiones subyacentes se acomodan y hasta se llega a creer son ciertas ya que; “estas expresiones, además de ser machistas… inducen directamente a la agresión, al maltrato, a la vejación de la mujer”.
En Venezuela dos casos impactan cuando han salido a la palestra publica, el primero se devela ante la historia y el segundo ante los medios de comunicación, iniciamos contando que una mujer joven demanda a su marido por golpearla sin clemencia cuando este bajo engaño la invito a una fiesta, confiesa que luego de ser victima de este ultraje es abandonada hasta que las autoridades le rescatan y le brindan auxilio, ella se niega a volver con el, esta señora sería demandada y perseguida por varios años, Dominga Aces (1796) en la obra la Palabra Ignorada de Inés Quintero. Mientras que en el otro la mujer es secuestrada, mutilada y sometida a la privación de su libertad, nunca volverá a ser la misma, porque sus cicatrices internas y externas le han causado discapacidades, ella acuso a su supuesto agresor, sin embargo después de luchar nadie resulto culpable, Linda Loisa Soto (2007), en “La Mujer no tiene derechos”.
Luchadora y vencida, triunfadora y fracasada, virtuosa y prostituta, todas tienen en común que han sido maltratadas, hay violencia con la mujer que ha sido abandonada y sola con sus hijos intenta salir adelante, la que sufre burlas por sus creencias religiosas, la que sufre criticas ante la expresión de su soledad, la discriminada por sus condiciones étnicas o por sus limitaciones físicas, no seamos cómplices y trabajemos en la búsqueda del respeto por la diversidad de genero, la mujer venezolana debe sentirse orgullosa no por ser igual al hombre ni por alcanzar sus mismo derechos, debe sentirse orgullosa de ser diferente y sobre las bases de ese contraste desarrollar sus propios logros, entre ellos medidas que realmente nos protejan de la violencia de genero.




Referencias:
Pabón, Mariahe. “La mujer no tiene derechos”, En: El Mundo [pagina Web en línea]. Disponible http://www.analitica.com/mujeranalitica/apostillas/7397933.asp [Consulta: 2010, mayo 12]

Quintero, Inés. La palabra Ignorada, Caracas; Fundación Empresas Polar, 2007, 270p.
Valiente, Sonia. ¿Refranes machistas?, [pagina Web en línea]. Disponible
http://www.20minutos.es/columna/564703/0/sonia/valiente/valencia/ [Consulta: 2010, mayo 12]
Inca Velero " Se Confesó Culpable del Crimen a los Empleados del Hotel" En: Reporte confidencial.info [pagina Web en línea]. Disponible http://www.reporteconfidencial.info/ver_noticia.php?id_n=13703 [Consulta: 2010, mayo 12]

Hércules, Mitología e Historia, [pagina Web en línea]. Disponible http://www.mallorcaweb.net/masm/Her.htm [Consulta: 2010, mayo 12]

Me golpea… pero dice que me quiere. En: Toda mujer es bella [pagina Web en línea]. Disponible http://www.todamujeresbella.com/3302/me-golpea-pero-me-quiere/ [Consulta: 2010, mayo 12]

Que la bendición de Dios siempre este contigo

Webfetti.com

Feliz Navidad a todos (as) y que Dios los cuide mucho.

Cocinando a tres manos

Cocinando a tres manos
Miguel y Alejandro...que momentos tan increibles.

Un almuerzo de Navidad

Un almuerzo de Navidad
Eddy Sánchez y Andrés Eloy Guzman

El amigo Dr. Tomás Straka frente a la Cátedral de Bogota

El amigo Dr. Tomás Straka frente a la Cátedral de Bogota

En Clases UCAB

En Clases UCAB

El Dia Esperado

El Dia Esperado
Con el amigo Graciliano Alexis Blanco. Patio de la Academia Militar de Venezuela
Se ha producido un error en este gadget.

Galeria D´Museo

Galeria D´Museo
En la presentación de las Caricaturas de "EDO" del libro "Tierra Nuestra", 1498.2009

Festival de voz en IPM "JM Siso Martinez"

Festival de voz en IPM "JM Siso Martinez"
El Gaban Tacateño

La Pureza del Blanco

La Pureza del Blanco
De Miguel García, publicada en National Geographic

Tomás Straka en Ecuador-2008

Tomás Straka en Ecuador-2008
En la Cancilleria

Tomás en la Mitad del Mundo.

Tomás en la Mitad del Mundo.

Congreso Historia de los LLanos Colombo-Venezolanos

Congreso Historia de los LLanos Colombo-Venezolanos
Dr. German Guía, Dra. Omaira Zambrano, Dr. Geniber Cabrera. Foto: Dr. José Olivar

Te sugiero ver:



La Columna Rota. Frida Khalo